Robaban a sus vecinos y los amenazaban para que no denunciaran

Se incautó un arma y municiones, y se demoró a tres jóvenes. Sucedió en el barrio San Lorenzo y los habitantes de la zona se cansaron.

Un grupo de vecinos de barrio San Lorenzo denunciaron a una familia a la que señalan por cometer robos dentro de la barriada y luego amenazarlos para no dar aviso a las autoridades. Un allanamiento a dos domicilios de los presuntos amedrentadores dio con un arma y municiones.

Los vecinos se juntaron para radicar la denuncia contra una familia de la zona, cansados de vivir con miedo. Estos señalaron que las personas se dedicaban a robar y luego amedrentar a sus víctimas, apuntándoles con armas de fuego, para disuadirlos de radicar la denuncia y dar a conocer su identidad ante la Policía.

Con la información brindada por los afectados, los investigadores pusieron en marcha una serie de pesquisas que permitieron individualizar dos domicilios, uno que pertenecería a la familia sindicada, y otro que sería de quien proveía armas a los presuntos delincuentes.

A raíz de los allanamientos dispuestos por Fiscalía, a dos domicilios del mismo barrio, el sábado por la mañana se produjo la demora de tres personas y el secuestro de un arma y municiones. Dos jóvenes, de 22 y 24 años, que fueron señalados como presuntos autores de las amenazas, quedaron supeditados a la causa. El tercero de ellos quedó demorado por la tenencia ilegal de armas.

Las autoridades confirmaron que el arma hallada es una pistola Bersa calibre 9 milímetros, con su cargador colocado y 16 cartuchos dentro. Además, se incautaron otros 17 cartuchos calibre 9 y calibre 22. Algunas de las municiones incluso contaban con punta de teflón, un material conocido por su capacidad para perforar la tela de los chalecos antibalas reglamentarios.

Los detenidos quedaron a disposición de la fiscalía actuante, a la espera del avance de la investigación.

Fuente: LMNeuquén