Les prometieron la tarifa social y les llegaron boletas de luz de hasta $20 mil

Son 50 familias a las que el IPVU les entregó sus viviendas en Cuenca XVI hace un mes, sin servicio de gas.

Vecinos del sector 7 del barrio Cuenca XVI denunciaron que les llegaron facturas de electricidad de hasta 20 mil pesos a pesar que desde el Instituto Provincial de Vivienda y Urbanismo (IPVU) les habrían prometido beneficiarse con la tarifa social.

“Hace un mes nos entregaron la viviendas, nos dijeron que no contábamos con gas natural todavía, pero que la obra se iba a hacer a partir de los 60 días de la entrega. También, que le iban a entregar a Calf un listado para tener la tarifa social”, señaló en diálogo con LU5 Cintia Arriagada, vecina de la segunda etapa del sector 7 de Cuenca XVI.

Señaló que para reemplazar la falta de gas de red utilizaron garrafas y estufas eléctricas para calefaccionarse y cocinar. “Tenemos estufas eléctricas que a la noche la apagábamos. A mí me llegó 13 mil pesos, pero a los vecinos les llegaron boletas impagables de 18 mil y hasta 20 mil pesos. Somos laburantes, muchos viven el día a día y ahora se quedaron sin ingresos porque no pueden salir a trabajar”, explicó Arriagada.

A la hora de buscar responsabilidades, la vecina dijo que en CALF les indicaron que el IPVU tenía que enviar un listado para tramitar la tarifa social. “Se empiezan a tirar la pelota entre ellos. Del IPVU nos mandan gente que no sabe, que no tiene respuesta y que se siente agredida cuando preguntamos”, aseguró.

Además, Arriagada sostuvo que desde el organismo provincial les recomendaron que pagar las boletas y que “se olvidó de las promesas, ahora nos dicen que tenemos que contratar a una empresa privada para instalar la red de gas y eso averiguamos y cada vecinos debería pagar 100 pesos”.

Según señaló la vecina, desde Camuzzi les confirmaron que no hay finalización de obra. Por eso se movilizaron, comenzaron a reunirse en la calle para determinar las acciones a seguir. “Siempre nos manejamos con notas, siempre por las buenas, esperan que hagamos cortes calles y quememos gomas para darnos una respuesta”, se preguntó la vecina que no descarta que tengan que movilizarse para manifestar el conflicto.

“Todos tenemos garrafas en la casa, nos habíamos confiado de que teníamos la tarifa social y nos calefaccionamos con las estufas eléctricas. Somos 50 familias, la mayoría tiene más de dos chicos, y para muchos las boletas son impagables”, agregó.

Fuente: LMNeuquén