Trabajadores temporarios gastronómicos siguen a la deriva en Bariloche

Hubo una asamblea multitudinaria en el Centro Cívico. Los dirigentes gremiales explicaron que no firmaron un acuerdo, que habían alcanzado con las cámaras empresarias, porque Nación no garantizó un monto mínimo de ATP. Si no hay  respuesta, el viernes definirán medidas de fuerza.

“Hay gente que hace cuatro meses que no ve un peso. Volvemos otra vez a la casa solo con la esperanza. Me parece que nos están tomando el pelo”, reclamó una trabajadora temporaria gastronómica que alzó la voz esta fría y lluviosa tarde de lunes, en el Centro Cívico.

Sus palabras lograron la adhesión de cientos de trabajadores temporarios, que se concentraron convocados por el sindicato gastronómico. Todos siguen a la espera de una respuesta que no llega. Y la paciencia se está agotando.

El secretario general del sindicato, Nelson Rasini, explicó a los trabajadores que habían alcanzado un acuerdo con las dos cámaras empresarias del sector para garantizar ingresos durante los próximos cuatro meses. Pero el convenio se cayó a último momento.

Rasini y el dirigente Ovidio Zúñiga comunicaron que no podían firmar ese acuerdo porque Nación no se comprometía a garantizar un monto mínimo del Programa de Asistencia de Emergencia al Trabajo y la Producción (ATP) para asistir a los temporarios durante cuatro meses.

Los dirigentes del sindicato Ovidio Zúñiga y Nelson Rasini frente a la asamblea, que se hizo este lunes en el Centro Cívico. (Foto: Marcelo Martinez)

Ese monto es fundamental para que los temporarios puedan percibir un ingreso mensual que no sea inferior al salario mínimo vital y móvil, que está en 16.875 pesos.

“Lamento mucho no haber podido firmar”, afirmó Rasini sobre un improvisado escenario que montaron frente al acceso a la Municipalidad, en el Centro Cívico. Los trabajadores solo miraban. La decepción se podía percibir en el aire a pesar de que tenían puestos barbijos de diversos colores para cubrir parcialmente sus rostros.

Hubo quejas de algunos trabajadores por la falta de respuestas en la asamblea. (Foto: Marcelo Martínez)

Los dirigentes sindicales se habían reunido antes de la asamblea con los representantes de las cámaras empresarias del sector hotelero gastronómico en el complejo Villa Huinud, pero relataron que cuando estaban por estampar la firma, recibieron la información de que Nación no garantizaba un monto mínimo de ATP.

Zúñiga explicó de las gestiones que habían hecho con la gobernadora Arabela Carreras. Pero no alcanzaron. Dijo que el objetivo de la conducción del gremio es que por lo menos se garanticen los aportes del ATP para que ningún trabajador cobre menos del salario mínimo vital y móvil.

Sostuvo que el gobierno nacional pretende que el ATP sea proporcional a los días trabajados. Por el convenio zonal vigente, los empleadores deben garantizarles 45 días de trabajo a los temporarios o 90 días en el caso de aquellos vinculados al turismo estudiantil.

La idea del gremio es que esos 45 días se repartan en los 4 meses próximos para que los temporarios puedan acceder a un aporte fijo de ATP mensual, más el 25 por ciento que debe desembolsar el empleador.

Los gremialistas aseguraron que si es proporcional el ATP a los días trabajados perjudicará a los temporarios. Plantearon que el trabajador cuyo empleador debe garantizarle 45 días de trabajo, el primer mes cobrará el aporte de Nación completo y al mes siguiente la mitad porque solo trabajará 15 días. Allí, está el nudo del problema.

Zúñiga aseguró que las dos cámaras empresarias están de acuerdo con la propuesta de repartir esos días de trabajo para que los temporarios tengan un ingreso hasta noviembre, pero Nación debe aportar el ATP completo.

“El ATP es parte fundamental del acuerdo. No queremos ninguna limosna”.

Nelson Rasini, secretario general del sindicato gastronómico.

Dijo que la única propuesta hasta ahora de Nación es un aporte de 10 mil pesos en julio y agosto para una parte de los trabajadores temporarios.

Los trabajadores temporarios escucharon las explicaciones de la conducción del gremio. (Foto: Marcelo Martínez)

Tras la asamblea, Zúñiga manifestó a RÍO NEGRO que son 2.379 trabajadores temporarios los que presentaron en los listados, con los CUIT correspondientes, para tratar de que accedan a los ATP. “La llave para resolver el problema la tiene Nación”, sostuvo.

Los dirigentes sindicales lanzaron desde el escenario unultimátum. Anunciaron que esperarán hasta el jueves por una solución desde Nación y el viernes resolverán las posibles medidas de fuerza en caso de que la respuesta sea negativa. Rasini y Zúñiga aseguraron que si el jueves no hay una solución, el viernes en una nueva asamblea resolverán “medidas duras”.

Zúñiga observó que a diferencia de los trabajadores de comercio, que volvieron a trabajar, el sector hotelero está paralizado por la falta de turismo a raíz de la cuarentena obligatoria, a raíz de la pandemia causada por el nuevo coronavirus. Y nadie sabe cuándo se reactivará la actividad turística, que es la principal motor de la economía de Bariloche.

Fuente: Diario RN