Denunciarán penalmente al geriátrico de Fernández Oro por el brote de covid

El área legal del municipio ya preparó el informe y en las próximas horas ingresará a fiscalía. El sábado se confirmaron 44 casos de coronavirus, 22 en adultos mayores. Dos fallecieron en los últimos días.

El municipio de Fernández Oro presentará en las próximas horas una denuncia penal contra las autoridades del geriátrico donde se confirmaron 44 casos de coronavirus el sábado por la noche.

Desde el Ejecutivo indicaron que las “sospechas” sobre una posible “negligencia” en las funciones de la residencia motivaron a la demanda en el fuero penal. La denuncia se encuadra en el artículo 203 del código penal que es la propagación de una enfermedad por negligencia.

En principio el delito tiene sanciones económicas salvo que haya algún muertos  en el proceso como  ocurrió en el geriátrico donde ya se registraron dos fallecimiento. En este caso la pena va de seis meses a cinco años de prisión. El asesor legal del municipio, Martín Rebaliatti, precisó que la denuncia recayó sobre la titular de la institución y sobre la médica referente.

“Hay elementos altamente sospechosos que darían cuenta que un actuar negligente e imprudente por parte de la dueña del geriátrico, unido a una pasividad por parte de la médica referente de la institución”, contó Rebaliatti.

Agregó que el día que se dieron a conocer los resultados positivos de todos los residentes del lugar -26- y 18 empleados, se anotició que la médica no estaba yendo al lugar “porque es una persona dentro de la población de riesgo”. 

El letrado detalló que tuvo acceso a cada carpeta individual de los 22 residentes y que en el control diario, incluso hasta el día de los resultados positivos, “llamativamente” todos estaban sin síntomas. “Resulta que cuando llega salud pública estaban todos con covid y varios con cuadros graves que tuvieron que se trasladados”.

Esa misma noche, en un procedimiento que demandó más de 7 horas, se derivaron a ocho adultos mayores. La mayoría fueron al hospital de Cipollletti, pero también hubo traslados a Allen y Neuquén. Una mujer murió al día siguiente. Ayer a la mañana se confirmó el segundo fallecimiento entre los residentes del lugar. 

El intendente Mariano Lavín le dijo a Río Negro, horas después de los traslados, que habían que investigar qué había pasado en el geriátrico. “Hay que investigar si en el geriátrico se cumplían los protocolos establecidos y si hubo personas que presentaron síntomas con anterioridad, tanto del personal como en los adultos mayores, y no fueron atendidos por los profesionales a cargo del geriátrico”, indicó días atrás.

El área de legales ya tiene la documentación preparada y esperan la firma de la directora del hospital, Mabel Raviola para hacer la presentación que será en la fiscalía de turno.

Rebaliatti agregó que en todos los controles que se hicieron desde salud pública la institución estaba “en condiciones”. En abril, la provincia entregó el protocolo de actuación para el geriátrico.

“Desde el inicio de la pandemia se hicieron tres controles  por parte del municipio, las últimas dos fueron en abril, una de ellas con personal de salud pública”, indicó. Lavín indicó que esos controles responden al ámbito comercial y no al sanitario que depende de salud pública. La institución está ubicada en la calle Los Aromos al 1400.

Fuente: Diario RN