Persiguió a dos motochorros que le habían robado y los mató

40

Tras ser asaltado por un par de delincuentes, la víctima decidió seguir a los delincuentes con su camioneta y en un determinado lugar, los atropelló.

Un conductor fue detenido tras perseguir, atropellar y matar a dos “motochorros” que lo asaltaron y le robaron una mochila con dinero en la puerta de su casa, en la ciudad de Rosario, y su familia abandonó la vivienda por temor a recibir algún ataque en venganza por estas muertes.

Fuentes judiciales aseguraron que el hecho ocurrió este jueves en el barrio Fisherton, en el oeste de Rosario, y el joven de 25 años permanecerá detenido al menos hasta el domingo próximo, cuando será sometido a una audiencia imputativa a cargo del fiscal Patricio Saldutti.

El abogado del detenido aseguró que su cliente actuó “totalmente alterado” y en estado de “emoción violenta” y consideró que el hecho fue “un accidente”.

Según el Ministerio Público Fiscal (MPA), el hecho de robo calificado comenzó alrededor de las 17 de ayer en la calle Amuchástegui al 600 del barrio Fisherton, ubicado en la zona oeste de Rosario.

De acuerdo con las fuentes, en ese lugar dos hombres identificados como Diego Nicolás Quiroga García (25) y Luciano Escudero (29), quienes se movilizaban en una motocicleta y armados, interceptaron al conductor de una camioneta Chevrolet S 10, doble cabina y le robaron una mochila que contenía 2.000 dólares y 2.000 pesos, tras lo cual se dieron a la fuga.

La víctima del robo, identificada como Diego C. (25), decidió perseguirlos a bordo de su vehículo y al llegar a la calle Juez Zuviría al 600, en el mismo barrio, atropelló a la moto con sus dos ocupantes.

En esas circunstancias murió Quiroga García, el presunto motochorro de 25 años, mientras que el otro, de 29, Escudero, resultó herido y fue trasladado bajo custodia policial en calidad de detenido al hospital de Emergencias de Rosario.

Allí permaneció internado varias horas, hasta que esta mañana murió como consecuencia de múltiples traumatismos, informaron las fuentes.

Tras el episodio, el conductor de la camioneta se entregó en una comisaría de la zona y quedó detenido.

Su abogado defensor, Pablo Rajmil, sostuvo este viernes que su cliente actuó en un estado “totalmente alterado” y en “emoción violenta” tras ser amenazado con armas.

En el lugar del hecho la policía secuestró la moto, un arma de fuego calibre 9 milímetros y una mochila con el dinero que la víctima denunció que le habían robado los ladrones a los que atropelló.

En declaraciones al canal de noticias C5N, el abogado dijo que la familia del muchacho “se tuvo que ir de la casa ante el temor de recibir algún tipo de ataque, por lo que se solicitó custodia”.

“Fue un hecho de inseguridad en la ciudad de Rosario, en la zona oeste, donde mi asistido estaba ingresando a su casa con su camioneta y lo abordaron dos personas armadas en una moto y le exigieron la entrega del dinero”, dijo el letrado respecto a cómo comenzó el asalto.

Según su relato, los delincuentes “le rompieron el vidrio de la camioneta” y su asistido “le entregó el dinero que tenía”, aunque los ladrones no quedaron conformes con eso y le exigían más plata.

“Lo bajan del auto, lo tiran al piso y disparan al aire para asustarlo y luego escapan en la moto. Mi asistido avisa en la casa para que llamen al padre y él decide seguirlos para conseguir auxilio de la policía para que los puedan detener”, dijo Rajmil.

De acuerdo a su versión, Diego “estaba indignado, atemorizado por la situación, como tanta gente cuando pasan estos hechos. Ocurrió un accidente cuando seguía de atrás de estas personas, una de ellas tenía un arma de fuego y lo apuntaba”.

Por su parte, el jefe de la Policía de Rosario, Adrián Forni, pidió este viernes a la ciudadanía “no reaccionar” ante un robo.

“La gente siente bronca ante la injusticia, como este caso. Y cuando ocurren estos hechos, coinciden dos acciones, si se reacciona o no”, dijo el jefe policial en declaraciones radiales.

En esa línea pidió “que no se reaccione, porque el delincuente tiene una capacidad reactiva mayor a la de la víctima, por los niveles de violencia y por el uso de elementos como un arma de fuego o arma blanca”.

Voceros del MPA indicaron que por la sucesión de los hechos la causa fue desdoblada y la fiscal de Flagrancia, Andrea Vega, investigará el hecho de robo calificado que tuvo como víctima a Diego C.

En tanto, el fiscal de Homicidios Dolosos de turno, Patricio Saldutti, se hizo cargo de la pesquisa por las muertes de los ladrones, por las que está detenido el conductor de la camioneta.

El joven de 25 años será imputado en una audiencia prevista para el próximo domingo, adelantaron los voceros.

Para definir la calificación que le imputará al conductor y si actuó en legítima defensa o si cometió algún tipo de exceso, el fiscal Saldutti ordenó una serie de medidas, entre ellas el secuestro de las cámaras de seguridad de la zona que apuntan a determinar la mecánica del hecho.

Fuente: LMNeuquén